martes, noviembre 17, 2009

Gente no adecuada en el sitio menos adecuado

El caso es que me ha sorprendido. No esperaba nada: "¿un segundo spinoff de Stargate? Vamos hombre". Y mira tú por dónde, me ha sorprendido.

Le han dado un aire más a lo Galactica: ambiente tenso, oscuro y sin esperanza, atrapados en una nave vieja y desconocida, con personajes que desconfían unos de otros, gente "incorrecta" para una misión "incorrecta" (The wrong people in the wrong place at the wrong time).

No es q sea una gran serie, es decir, sigue siendo Stargate, esa serie donde se ha desperdiciado una gran historia con patéticos guiones y personajes de cartón, pero al menos ha habido un cambio.

Ahora ya no es la historia de turno: atravesar el stargate y acabar con los malos. En estos primeros episodios están desesperados por conseguir agua, combustible, oxígeno. ¿Volver a casa, cambiar de rumbo la nave? De momento nada.

Y ya no es un equipo de 4/5 personas; el jefe militar, el científico, el médico, el alien... Ahora son más, no hay médico sino una enfermera (o algo así), el jefe más antiguo no muere en el piloto, el teniente joven no le sustituye, el científico es rarito y nadie se fía de él, el niño-genio es un geek aficionado a los juegos tipo WoW, hay hasta políticos, cocineros, varios científicos inútiles, el sargento con problemas de autoridad, la psiquiatra borde...

El personaje que más me está gustando es el científico jefe, Dr. Rush: se calla mucho, manda más, es arrogante y no colabora, y tiene alguna q otra salida bastante desafortunada socialmente hablando, y no precisamente del tipo gracioso como Mckey. Pero es el único q sabe más o menos cómo funciona la nave y cómo sobrevivir, así q el jefe militar le soporta con paciencia.

Y ese jefe militar, Col. Young, es otro personaje q me está ganando episodio a episodio. Pasa casi desapercibido, no grita, tiene muchísima paciencia, sabe cómo tratar a gente difícil como el científico... Hay una pequeña batalla entre estos dos personajes a ver quién es el q manda, y eso da vidilla a la serie. Es esta relación entre ambos lo que más me gusta hasta ahora.

Menos me gustan los personajes femeninos (no sé por qué pero en Stargate las mujeres no son personajes atractivos), ni las historias amorosas tipo triángulo de los jóvenes (el teniente, la "hijade", la soldado y Eli). El triángulo formado por Young, su esposa y la enfermera está mejor presentado –lentamente- y tratado.

Me gusta tb el cambio de perspectivas en las escenas: algunas escenas son vistas intermitentemente a través de los kinos (videocámaras voladoras tipo Babylon 5), y la introducción de los flashbacks hace que la historia se aligere un poco. Las visitas a la Tierra también aportan otra gama de colores aparte del sempiterno gris de la nave.

Hasta ahora los aliens han sido comedidos (una nube de arena y bichitos en el agua), esperemos q sigan así. También opino favorablemente acerca de la relación –tensa, muy tensa- entre los supervivientes y la Tierra. Desconfianza, traición, engaños. Ese otro coronel visitando la esposa de Young, genial.

Pero... siempre, ya sabéis, hay peros... En el último ep, por ejemplo, volvieron a jugar con los saltos temporales y cambios de realidades alternativas que la franquicia ama, y es q no les sale bien, oye. El final ejerce de tabula rasa y todo lo q ha pasado no ha pasado. Eso me sienta fatal, porq siento que me han mentido: si la tipa muere, déjala muerta, demonios, q bien muerta estaba.

Así q, resumiendo, la recomiendo, aunq sólo sea por ver a Rush y Young mirándose fijamente e intentando imaginarse cómo engañar y manipular al otro.

No hay comentarios: