martes, noviembre 29, 2005

Brokeback mountain

¿Os he comentado ya las ganas que tengo de ver Brokeback mountain, la nueva película de Ang Lee?
A ver si llega pronto...
Me encanta la última imagen de su trailer, sabiendo la trama, se pueden leer tantas cosas en ella...


lunes, noviembre 28, 2005

Ver a los héroes desde otros ojos

¿Recordáis el episodio de la quinta temporada de Babylon 5 llamada A view from the gallery? Está contado desde el punto de vista de dos personajes nuevos, dos técnicos de la estación de los que nunca se había oído hablar y de los que nunca se volverá a hablar en la serie, y que desde su poca importancia argumental, nos permiten ver a nuestros “héroes”, los protagonistas principales de la serie, con ojos frescos.

Es uno de los mejores episodios de esa temporada, porque devuelve a los espectadores “cautivos” la sensación de novedad que se tiene en la primera temporada y amortigua el posible cansancio después de tantas historias. Es un buen “truco” de los guionistas (en esta serie, de jms) y supongo que en las escuelas de guionistas se estudia y tiene nombre y todo, como las figuras literarias que estudiamos en el colegio.

Pues he aquí que ayer vi un episodio nuevo de la cuarta temporada de Without a trace ("Sin rastro"... sí, me gusta mucho esta serie, qué pasa) llamado A day in the life, y parte del mismo principio. Todo el episodio está contado desde el punto de vista de unos padres cuyo hijo adolescente ha desaparecido y vemos a los protagonistas habituales –los agentes del FBI- como desconocidos que invaden la intimidad de un hogar, llenos de sospechas y acusaciones, agentes de la autoridad cuyo trabajo y métodos no se publican en los periódicos.

La dirección es magnífica: un ambiente austero, música casi inexistente, primeros planos llenos de significado (la manera como el padre observa la oficina del FBI y las varias pizarras en las que los agentes esquematizan la vida de su hijo te da escalofríos). La actuación de los padres llama la atención por su contención, están totalmente paralizados por el miedo, no se tocan en todo el episodio hasta el desenlace final, sus conversaciones son susurradas y llenas de desesperación y esperanza, y desconfianza ante los agentes del FBI, agentes a los que nosotros conocemos bien, y que aparecen de repente como si, en realidad, no los conociéramos.

Recuerdo la novedad del primer episodio: trama enfocada en la historia de la desaparición, no en la vida personal de los agentes, acción rápida, eficaz. Después de cuatro temporadas, los casos eran cada vez más enrevesados y hasta sabíamos la vida privada de los personajes por los escasos apuntes dados, y esa vida privada nos había llegado a interesar más que las desapariciones.

Y tengo la sensación de que esto, a los creadores de la serie, no les gusta. Creen que la verdadera historia de la serie es la de los casos de desaparecidos, y quieren que veamos la serie por esos casos, y no por otras tramas. Y han conseguido por medio de este episodio darnos un “tirón de orejas” y hacernos volver al redil. No sé cómo son los próximos episodios, pero espero que A day in the life no sea una excepción. Porque os aseguro que es un episodio lleno de fuerza.

martes, noviembre 01, 2005

Allí donde fueres, haz lo q en Roma vieres (Rome 3)

En Rome, hay una escena en la q César exige un pago de unas deudas contraídas al eunuco del rey de Egipto (un niño, el hermano de Cleopatra), de facto el gobernador de Egipto, y este le dice q no puede pedirle el pago de las deudas de personas muertas, y César le responde: “Según la ley sí”. “La romana”, le contesta el otro, a lo q César replica: “Es la única ley”.

¿Habéis estudiado la romanización en el colegio? Eso es romanización. Ahora algunos lo llamarían globalización, supongo. Otros lo llamarían conquista. Otros, culturización y educación. Es lo q Europa hizo en América. Llevamos nuestras leyes, vestidos, costumbres, lengua, libros, música, religión y creencias, nuestra moral y toda nuestra cultura. Aprendimos de los mejores en esto, aprendimos de Roma, q no solo hizo puentes y calzadas en nuestra península.

Me encanta esta serie.



Rome (2)

He leído hace poco q cuando España descubrió América, uno de los primeros debates q hubo en Europa fue: ¿son los habitantes de este nuevo territorio hombres?, ¿o son bestias?
La conclusión a la q llegaron fue guiada por Aristóteles, tan lógico él: son humanos porq cumplen ciertas características, entre ellas la de tener “policía” (=gobierno). Así q los españolitos del siglo XVI decidieron q “los otros” también eran hombres (qué clase de hombres dependía de quién lo dijera pero estaba claro: o niños o hombres poco evolucionados).
¿Cómo pudo haber alguien q dudara de eso? ¿Tan soberbios eran esos españoles de entonces? ¿Lo seguimos siendo?

Como dice mi profesora de Historia de antropología, “todo es cultura”, todo. Desde la propia concepción del hombre hasta nuestro sentido del bien y del mal. Y eso da miedo. Nos sentimos tan seguros en nuestra pequeña parcela occidental, tan seguros de lo q está bien y está mal...

En la serie Rome, una madre vende sexualmente a su hija para coseguir poder político y seguridad hacia su familia, un hombre tortura y mata a otro porq éste ha sido amante de la mujer de su amigo, se venden y compran personas, q son más baratas q el hielo, la prostitución es un negocio respetable y se condena a muerte a soldados por desobedecer una orden. Y todo eso es considerado razonable y bueno, está “bien”.

En una pequeña historia de ciencia ficción, unos extraterrestre atrapan a unos seres humanos perdidos en un planeta por ahí fuera. Los ponen en una especie de zoo, exhibiéndoles como animales. No saben q somos seres inteligentes hasta q una persona atrapa a un animal y lo encierra. Entonces se dan cuenta de q son inteligentes, pues solo los seres inteligentes encierran a animales. (El caso es q hay hormigas q atrapan y cuidan de gusanos para luego comérselos o algo así, como si fueran vacas... ¿Serán seres inteligentes?)

En definitiva, a la pregunta ”¿somos hombres buenos?”, hay tantas respuestas como culturas, q son muchas.



Rome

El otro día estuvo Pat Tallman (Lyta de Babylon 5) en Madrid. Mis compis fans del Estrella Negra la estuvieron haciendo compañía, y entre la multitud de temas q se comentaron, 3 series: Carnivàle, Deadwood y Rome.

De Carnivàle ya os he hablado, una pasada de serie, 2 temporaditas, el final no me gustó mucho, pero la 1ª temporada es simplemente soberbia.

Deadwood al parecer va de un pueblecito del oeste típico de las pelis de John Wayne. No la he visto, pero viene aquí a la Fox en diciembre. Supongo q la veré, aunq sea del oeste... ;-)

Y ahora, Rome. Una maravilla. Me la raciono poco a poco porque esta serie hay q disfrutarla bien, y con subtítulos para enterarte bien.


¿Personajes? Julio César, Marco Antonio, Octavio, Pompeyo, Cicerón, Brutus... Y los dos protagonistas: dos soldados de la 13ª legión.
Me han asombrado la ambientación, vestuario y decorados, los actores (ingleses), los guiones (frases lapidarias oye), la trama. La música es excelente: el compositor es el mismo de Carnivàle.
¿Algo más? Sí. Al ver un especial de cómo se había hecho la serie, el consultor historiador dice algo así como que la moral romana no es la cristiana, y eso lo han reflejado en todos los episodios. Los personajes a veces cometen hechos atroces, pero llenos de sentido para ellos, están siguiendo los mandatos morales de su época, defendiendo su honor, su república, su lealtad a su superior. Y es curioso q no la hayan censurado, porq aparte de esto, tiene con frecuencia escenas sexuales (y no solo heteras) y desnudos completos (por cierto qué bueno está el actor q hace de Marco Antonio). Cuando la sobrina de César le regala un esclavo a la ex amante de su tío, se ve a un hombre todo desnudo excepto por unos lacitos, con una tortuga dorada sobre un cojín y lo q te sorprende más es el comentario de ella: “A large penis is always welcome”. Y sí, efectivamente, hay un par de buenos primeros planos sobre ese asunto... :-)
Y el caso q aunq los personajes son lo q podríamos decir “no moralmente aceptables” en esta época, les coges cariño. Ah, a Cleopatra le han puesto voz de niña y unas pelucas impresionantes. Q cosas.
Me han preguntado si es como Yo Claudio. No sé deciros, porq esa serie no la he visto. Si alguno habéis visto las dos series, decidme.