sábado, diciembre 25, 2004

Clásicos

Ayer estuve haciendo limpieza y encontré un par de carpetas de cuando iba al colegio llenas de recortes de revistas y periódicos: artículos y fotos de viajes, naturaleza y animalitos, reportajes sobre satélites, lanzaderas y estaciones orbitales, sobre historia, y sobre películas, series y grupos de música. La temática más abundante era claramente el cine, por lo q he de suponer q ya desde entonces era lo q más me atraía.
¿Y q películas tenía? Dune (un montón de Dune!), Star Wars, Excalibur, Conan, Los Cazafantasmas, Greystoke, Indiana Jones... Son películas con las q nuestra generación creció, y se han convertido en clásicos (sí, ya sé... ¿Los Cazafantasmas un clásico?).
El caso es q me ha dado por pensar... ¿q clásicos se están realizando ahora mismo? ¿El piano, La lista de Schindler, la nueva trilogía de Star Wars, Matrix o Las crónicas de Riddick? Por no mencionar Taxi, Mi hermosa lavandería o Amelie.
La calidad no asegura nada, pueden ser películas realmente malas, pero q causen tal impacto en los jóvenes q las hagan pasar a la posteridad. Todo el mundo considera un clásico inolvidable Casablanca, pero yo no puedo pasar de los primeros 5 minutos, tal es mi aburrimiento. Para mí, Casablanca no es tan buena como la pintan (no me tiréis tomates... lo mismo digo de El Quijote, como mis amigas de la facultad saben) ;-) O por ejemplo, para mí un clásico es Jóvenes ocultos, de la q no se puede decir q sea buena, pero q cuando salió llegó a conectar con los jóvenes.
No tengo ni idea de qué pelis conectan ahora con los jóvenes. Supongo q estoy demasiado lejos ahora para saberlo, pero entre todos podríamos hacer una lista de nuestras mejores películas y seguro q no coincide ninguna... Es lo q tiene la crítica (ya sea literaria o cinematográfica), q nadie está de acuerdo con ella!



3 comentarios:

Anónimo dijo...

Pues yo creo que ahora les mola a los chavales pelis como Leyenda Urbana, La muerte te persigue o algo así, van helsing, y cosas de estas de crimenes y miedo, como Scream, hace un par de años. Pero tb he de decir que en Vallecas sigue triunfando todavía Perros Callejeros. Ahí es nada. Ah, por cierto, El Quijote no te gusta porque no le has dedicado el tiempo ni el interés necesario,que lo sepas.Soy la Raquel

Anónimo dijo...

Respecto a lo que dices, de clásicos que se estén gestando ahora, desde luego la primera posición se la asigno automáticamente a Matrix (lástima que la cagaran de semejante forma con la segunda y tercera, sigh!) Otros clásicos de verdad, no el clásico anual Disney, apuntaría Toy Story y Schreck, especialmente las primeras partes.

Desgraciadamente, la nueva trilogía de SW tiene que combatir contra un montón de películas igualmente espectaculares. Y que conste que yo sigo justificando la presencia de Jar Jar Binks :-p

Y no me pongo a hablar de ESDLA, que entonces ya sí que la liamos ;-) Ese va de cabeza pese a quien le pese.

Naranek (paso de registrarme)

Anónimo dijo...

Muy bonito log, t!!
El asunto este de cine de ahora y de antes, de clásicos y no tan clásicos, es de lo más interesante, aunque muy polémico, je,je.
Para mí un clásico es una peli por la que no pasa el tiempo. Con eso quiero decir que se sigue viendo, comprando y recordando aunque pasen los años. Es lo que pasa con Clasablanca. Un clásico no tiene por qué ser bueno, como tú dices, pero casi todos los que yo conozco lo son.
No creo que un clásico sea la peli que conecta con la gente de su momento. Jóvenes Ocultos es un buen ejemplo. Solo la recuerda la gente que la vio cuando se estrenó, algo que no pasa con Casablanca, que la conoce hasta la gente que no ve pelis en blanco y negro, y eso pasa porque "es" un clásico.
Y según esta idea de clásico, como peli que se recuerda, ahora solo podemos especular sobre cuáles aguantarán el tirón del tiempo y cuáles desaparecerán. La verdad es que tengo muy poca fe. Creo sinceramente que, en estos tiempos tan raros que vivimos, el cine se mantiene gracias a las pequeñas pelis que no ve casi nadie, mientras que se propagan como virus las películas basura (que son como la telebasura, pero en una pantalla más grande) y los efectos especiales.
No estoy en contra de los efectos especiales, pero me parece que deben ser un instrumento, no un fin. la tendencia de los últimos años es crear el efecto y después escribir una peli para meterlo. Esto, para mí, es una verdadera atrocidad y una falta de respeto hacia el séptimo arte.
La verdad, no creo que Matrix sea nada dentro de diez años, y casi estoy segura de que nadie la recordará dentro de cincuenta. Algo similar a la nueva trilogía de SW (yo empecé a olvidarla según salí del cine).
En fins y para concluir, creo que un requisito necesario en toda peli que quiera convertirse en clásico es romper, crear algo distinto a lo anterior, aportar algo diferente, ser creativo. Y me temo que es eso lo que le falta a (casi) todas las pelis de estos últimos años.

Vok